Skip to page contentSkip to footer

HF 4908s

Cáncer de Tiroides: Detección y Tratamiento con Yodo Radioactivo

Su médico le ha referido a Medicina Nuclear para aprender más sobre la magnitud de su cáncer de tiroides, y quizás incluso para el tratamiento del cáncer. Por favor, no dude en hablar con su médico o uno de nuestros doctores de Medicina Nuclear sobre cualquier pregunta o inquietud que pueda tener. 

¿Qué función tiene la tiroides?

La tiroides es una glándula pequeña con forma de mariposa situada debajo de la nuez de la garganta. Ayuda a controlar el metabolismo del cuerpo. Produce hormonas tiroideas, las cuales viajan a lo largo del cuerpo. Cuando la glándula tiroides está funcionando como debe, también absorbe yodo. Las células cancerosas de la tiroides que absorben yodo están “bien diferenciadas.” Esto significa que estas células cancerosas no han cambiado mucho. Si están bien diferenciadas, aún funcionan de muchas maneras, tal como se esperaría que funcionaran las células normales de la tiroides. 

¿Qué tipos de cácer de tiroides hay?

Las dos formas más comunes de cáncer de tiroides que pueden ser tratados son el papilar y el folicular. Estos son los tipos que con frecuencia pueden absorber yodo radioactivo de la misma manera que el tejido tiroideo normal.

¿Cuál es el tratamiento para el cáncer de tiroides?

El tratamiento del cáncer de tiroides puede considerarse como un proceso. Este incluye:

  • Cirugía para extirpar la glándula tiroides.

  • La ablación de la tiroides para que el cuerpo se deshaga de las células tiroideas “sobrantes” con el uso de una cápsula de yodo radioactivo.

Su seguimiento puede incluir:

  • Pruebas de sangre para revisar los niveles de TSH y tiroglobulina.

  • Estudios de escáner completo del cuerpo para metástasis con yodo radioactivo para comprobar si hay restos de la tiroides o si las células cancerosas se han propagado. Las pruebas de escán pueden realizarse más de una vez para seguir el progreso del tratamiento.

  • Reemplazo de hormonas para suplantar la hormona que la glándula tiroides producía anteriormente.

El tratamiento inicial en la mayoría de los cánceres de tiroides es la cirugía. Es posible que muchos pacientes reciban poco después de la cirugía una dosis de yodo radioactivo para destruir cualquier tejido tiroideo sobrante. Una vez que se haya destruido la glándula tiroides, los pacientes necesitan pastillas para reemplazar la hormona tiroidea que era producida por la glándula tiroides.

¿Qué es la ablación de la tiroides?

Esto se realiza en Medicina Nuclear (Nuclear Medicine). Con frecuencia se utiliza para eliminar (extirpar) cualquier tejido tiroideo que haya quedado en el cuello después de la cirugía. Esto se realiza dándole un poco de yodo radioactivo, el cual destruirá la pequeña cantidad de tejido tiroideo que le quedó en el cuello después de la cirugía. Usted no necesitará quedarse en el hospital después de este tratamiento. En la mayoría de los casos, se realiza aproximadamente un mes después de la cirugía. Se administra una cápsula de yodo radioactivo cuando la prueba de TSH sale elevada (mayor de 40 unidades/ml). A veces, el endocrinólogo usa Tyrogen®, que es una hormona estimulante de la tiroides (TSH) sintética.

¿Cómo funciona el yodo radioactivo?

El yodo es absorbido por la glándula tiroides y la mayoría de los cánceres de tiroides (~ 70%). Cuando las células absorben yodo, también absorben yodo radioactivo o yodo-131, el cual constituye una forma radioactiva de yodo. El yodo que es radioactivo puede ser utilizado para encontrar y tartar el cáncer de tiroides. Se trata de una de las formas más antiguas y mejores para tratar cualquier cáncer de tiroides que absorba yodo radioactivo. Destruye las células cancerosas.  

¿Qué es un estudio de la metástasis?

Este estudio de escán también se realiza en Medicina Nuclear en pacientes con cáncer de tiroides. En la mayoría de los casos, se realiza después de la cirugía y la ablación de la tiroides, y de nuevo en otras ocasiones si es necesario en el futuro. Se utiliza para averiguar si el cáncer se ha extendido (metástasis) a otras partes del cuerpo.

Para el estudio, se le administrará una cápsula de yodo radioactivo que debe tragar. Este se propagará a todo el tejido tiroideo y a la mayoría de metástasis de tiroides. Usted regresará a Medicina Nuclear 2-7 días después, y se tomarán imágenes de su cuerpo. Estas mostrarán cuánto tejido tiroideo ha quedado en el cuello y si el cáncer se ha extendido o no.

¿Cómo me preparo para un estudio de la metástasis?

Si usted ha estado tomando alguna pastilla de hormona tiroidea, es posible que tenga que suspenderla aproximadamente un mes antes del estudio, ya que repercutirá en la prueba. Si suspendió las pastillas de reemplazo de la tiroides, le indicarán cuándo debe reanudarlas tras recibir el yodo radioactivo y el escán. A veces, utilizamos otro método con el que se inyecta hormona estimulante de la tiroides sintética (Thyrogen®) de modo que no necesitará suspender la terapia de hormona tiroidea. Thyrogen® también ha sido aprobado para la ablación de remanente tiroideo, y puede ser utilizado en el tratamiento de metástasis de la tiroides. Hay un calendario especial de inyecciones, dosis con yodo radioactivo, pruebas de sangre, y escaneo de la tiroides.

Cuando se programe el estudio, tal vez le programen también una prueba de TSH en sangre aproximadamente dos días después de la dosis de yodo radioactivo. Es posible que también tomen una muestra de sangre para medir la tiroglobulina en suero. 

Tal vez le pidan que siga una dieta baja en yodo durante aproximadamente diez días para permitir que la prueba funcione mejor. Para hacerlo, debe evitar la leche y los productos lácteos, el marisco, el kelp (alga marina), el pan, el cereal y muchos condimentos (especialmente toda sal con yodo añadido). Podrá consumir la mayoría de frutas, verduras y carnes que no hayan sido procesadas.  

Por favor, díganos si ha tenido una radiografía con medio de contraste en las últimas 6 semanas. Cuando reciba el yodo radioactivo no debe estar embarazada ni estar dando el pecho. No debe planear quedarse embarazada en los próximos 6 meses. No debe engendrar hijos en los próximos 6 meses. 

¿Cómo se trata la metástasis por cáncer de tiroides?

Si su estudio muestra que el cáncer de tiroides se ha extendido a otras partes del cuerpo, es posible que su médico hable con usted sobre el tratamiento con una cantidad de yodo radioactivo mayor que la utilizada para la simple ablación de la tiroides. 

¿Qué cuidados necesitaré tras recibir yodo radioactivo?

La mayor parte del yodo radioactivo que no es absorbido por el tejido tiroideo saldrá del cuerpo en aproximadamente dos días. La mayoría se pierde a través de la orina, pero también se libera un poco en la saliva, el sudor, y las heces. Para ayudar a expulsar la radioactividad sobrante, usted debe consumir fluidos extra y orinar con frecuencia (aproximadamente cada 1-2 horas) durante los primeros 2 días. Durante los primeros dos días tras recibir la dosis, beba bastante jugo y agua. Intente evacuar al menos una vez al día. Si es necesario, añada fibra y jugo de ciruelas pasas a su dieta. Si está teniendo dificultad para evacuar, tal vez necesite tomar un laxante. Es posible que le aconsejen tomar caramelos/dulces de limón para aumentar la secreción de saliva después de tomar la cápsula de yodo radioactivo. 

Medidas de seguridad para usted con la radiación

La dosis de yodo radioactivo utilizada para realizar un estudio de metástasis es normalmente pequeña. Las dosis utilizadas para la ablación de la tiroides terapéuticas de la tiroides son mayores, donde las dosis más grandes son utilizadas para tratar la metástasis por cáncer de tiroides. Las personas que le rodean tienen un riesgo muy pequeño de recibir radiación. Hay cosas que puede hacer durante los primeros dos o tres días para reducir el riesgo de otras personas.

  • No vaya al trabajo durante 2 días 

  • Limite el tiempo que pasa en lugares públicos.

  • No viaje en avión ni realice viajes largos en automóvil durante una semana.

  • Manténgase a un brazo de distancia de otras personas si va a estar con ellas durante períodos prolongados de tiempo y doble la distancia con mujeres embarazadas y niños (2 brazos de distancia). La cantidad de exposición a la radiación disminuirá rápidamente a medida que aumente la distancia. Manténgalo durante cuatro (4) días.

  • Tire de la cadena del inodoro dos veces después de usarlo. Límpielo una vez debajo del contorno con el cepillo y vuelva a tirar de la cadena. Si puede, use un inodoro que otras personas no vayan a usar.

  • Evite compartir utensilios para comer. Después de usarlos, puede lavarlos como lo hace normalmente.

  • Consuma fluidos y caramelos de limón, tal como se describe anteriormente.

  • Duerma solo en la cama durante cuatro (4) días.

  • Evite tener contacto directo con niños y mujeres embarazadas.

  • Si piensa que está embarazada, informe al médico ya que las mujeres embarazadas no deben recibir yodo radioactivo. Una vez que reciba el yodo radioactivo, debe evitar quedarse embarazada durante aproximadamente seis meses.

  • El yodo radioactivo aparecerá en la leche materna. Usted no debe recibir yodo radioactivo si está dando el pecho actualmente o si ha estado amamantando a un bebé recientemente. Informe a su médico si está dando el pecho.

  • No debe intentar quedarse embarazada o engendrar un hijo durante al menos seis meses después del tratamiento con yodo radioactivo.

Preguntas frecuentes sobre la radiación

¿Puedo seguir dando el pecho?

¡Absolutamente no! El yodo radioactivo absorbido por un bebé lactante puede producirle problemas permanentes con la glándula tiroides. La exposición externa del bebé a la radiación se producirá al estar cerca del pecho de la madre (el yodo radioactivo se acumulará en el seno de la madre lactante) y de la glándula tiroides radioactiva. Por lo tanto, la lactancia materna debe suspenderse mucho antes de que la madre reciba el tratamientos con yodo radioactivo. Podrá reanudar la lactancia tras el nacimiento de su próximo hijo. 

Aún estoy dando el pecho. ¿Es eso un problema?

¡Sí, y grande! La dosis de radiación que recibe el seno lactante puede ser grande. La lactancia debe suspenderse completamente mucho antes del tratamiento. Si se abstiene de amamantar durante 2-3 meses antes del tratamiento, podemos estar seguros de que la lactancia (y la capacidad del seno de concentrar grandes cantidades de yodo) no aumenta su exposición a la radiación. 

Tengo niños en casa. ¿Qué debo hacer?

Haga planes para limitar el contacto con ellos durante al menos cuatro (4) días. Recuerde siempre la “regla de distancia de un brazo de largo.” Para resistir la tentación de que los niños se le acerquen durante este tiempo, es mejor que haga planes para que los niños pasen la mayor parte del tiempo con otros familiares. 

Estoy planeando quedarme en un hotel durante unos días simplemente para estar seguro. ¿Qué opina?

Le aconsejamos fuertemente que lo haga. Aunque esto tranquilizará a sus seres queridos, expondrá al público (personal de limpieza y otros huéspedes) a la radiación. Sabemos que el inodoro que use expondrá a otros a la radiación ya que la mayor parte del yodo radioactivo se expulsa a través de la orina. Esta es la razón por la que le aconsejamos que use su propio baño durante unos días y que evite usar baños públicos. 

¿Cuánto tiempo debo esperar para quedarme embarazada tras el tratamiento con yodo radioactivo?

Le aconsejamos que espere al menos 6 meses. 

¿Necesito tener alguna prueba antes del tratamiento?

La normativa del hospital ordena que todas la mujeres en edad de concebir tengan una prueba de embarazo el día antes o el día del tratamiento.

No necesito tener una prueba de embarazo porque mi marido tuvo una vasectomía, ¿verdad? 

¡Se equivoca! Aún así necesita tener una prueba de embarazo. Por favor, acuda a la respuesta anterior.

¿De qué manera son todas estas medidas de seguridad pertinentes a las mascotas?

Trate a las mascotas como a personas o, mejor aún, como a niños. Sus glándulas tiroides son mucho más sensibles que las de un humano adulto, por lo tanto aparte de la “regla de dos brazos de distancia,” también le aconsejamos que no sujete a sus mascotas durante cuatro (4) días. 

¿Tiene preguntas adicionales?

Si usted es paciente de UW Health y tiene otras preguntas o inquietudes, estaremos encantados de asistirle. Puede contactarnos llamando al (608) 263-1462. Si es paciente de UW Health y vive fuera del área, llame al 1-800-323-8942 y pregunte por la Clínica de Medicina Nuclear.